jueves, 31 de julio de 2008

Réquiem Peludo

Al llegar a Mendoza todo lindo, pero obvio... donde vivir?
GRAN PREGUNTA... (para tan pocas respuestas).

La madre de Soledad me consiguió un espacio en casa de una amiga; una pareja de esposos ya entrados en canas que, al tener la casa grande, les venía bien un poco de compañía y porque no decirlo, unos billetines al bolsillo a nadie le caen mal nunca.

La casa es grande, antigua, digna de viejecillos despreocupados ya por la "moda minimalista". Es mas, no hay aquí ni un centimetro cuadrado minimalista. Pero todo bien... Tenia mi habitación, y andaba tranquilo.
A las tres semanas los dueños me informan que saldrán a un viajecito por fiestas navideñas hasta muy al sur... motivo por el cual la casa quedaba a mi disposición (y obvio, buen recaudo).

Nervioso por tal responsabilidad en tan poco tiempo de estadía, pregunté todos los pormenores y quehaceres en su ausencia. "Sólo serán unos días Pepe.. ", me dijeron con la tranquilidad que les caracteriza... y dos meses se tardaron... (claro, unos días pueden ser sesenta no?).

La casa también estaba habitada por dos perros... "La Pulga" con sus quince centímetros de ancho y largo, nerviosita siempre pero muy cariñosa; y "Manón", (extraño nombre desde que lo oí), una perra Collie gigante... era como si "Lassie" se hubiese tragado dos samoyedos enteros...algo así.
Para el viaje que iban a realizar, muy jodido llevar a los canes, me explicaron.
Yo ya estaba con una carga más sobre estos "hombros corpulentos y bien formados" que me dió el Señor, al pensar que me haría cargo de los dos animalillos estos. Pero que de difícil sería darle de comer a cierta hora?... fin de la historia.
"Claro, no se preocupe, todo estará bien no se preocupen...vayan tranquilos...".

A LOS QUINCE DÍAS SE MURIÓ "Manón".
Si, se murió sin más ni más.
Pero hey, antes de tomar una actitud hacia mí de "maldito criminal en contra de animales domésticos" en sus mentes brillantes, paso a resumir el evento.

"Manón" ya andaba media rara desde antes de la partida de los viejecillos. Pero "será el calor", me explicaron y yo, jovenzuelo inocente y cándido, les creí. A la semana de la partida, ella ya no quería comer mucho, para al final simplemente no querer comer. Los llamé... "será el calor", me repitieron y yo, ciego en fe, creí. "Manón" pasaba 23 horas al día desparramada sin hacer nada siempre, así que uno nunca adivinaba si estaba de buen humor, del malo, o simplemente aburrida. Yo les preparaba su comida todos los días, las sacaba a caminar... hasta les conversaba.

... hasta esa noche que llegué y la vi mal, jadeante y se me ocurrió llamar a Soledad a preguntarle... me dijo que al día siguiente iría a verla y ayudarme a resolver el problema (también me agregó: "será el calor"...). Claro, de verdad que hacía calor de las mil putas por ese entonces, y "Manón", con sus 25 kilogramos de pelaje encima, se debería estar recagando en temperatura. La bañé, la acaricié, le hablé, ... hasta cuentos le conté y nada.

Al día siguiente, Sole llamó a mi puerta... entró y la vió... "Che, de verdad que está mal!".
Me cagó mas la cabeza y llamamos a un veterinario.

"Como a las 9 estaré por allá", nos dijo...

"Si por favor...", le rogamos.
Fuimos a comprar algo para comer al frente y al regresar "Manón" ya estaba con Rintin tin, Boomer, Lassie y todos esos perritos de las series antiguas. Se murió.
"LA PUTAMAAAAAAAAADRE!, ...POBRE !!...que hago ahora? ¿cómo les explico?"
Los llamé. Mil veces llamé y nadie contestó.

Al final contestaron. Les conté. La verdad no hubo mucha reacción así de dolor (que yo si lo sentí, mezclado con angustia y pelos en la boca).

"puedes hacerte cargo por favor Pepe, si no puedes enterrarla, avisale al vecino que hace fletes al frente y que se la lleve a cualquier lugar...?"

No podía creerlo... como iba a tirar a un animalito por allí sin más ni más?

A la carencia de patio para enterrarlas (sólo había un pequeño espacio de tierra en la casa, y era masomenos como tratar de enterrar a un Tyranosaurio en una maceta), llamamos a la Municipalidad local a ver que se podía hacer. Nos ayudaron diciendo que habia un servicio de recojo de animales muertos para evitar la contaminación y esas cosas. Raro para mí. pero crearme, no sabía que hacer. Nos preguntaron motivos de la muerte, y cosas así, y que un auto pasaría a recojerlo en cuarenta minutos... eso sí, tenía que envolverlo y sacarla a la puerta.

Claro, un pekinés en una caja de zapatos entra.
Pero "Manón"???... pesaba como 190 kilos añadidos a su enorme volumen.

Compre bolsas negras, y no entraba. Era tenebrosa la escena allí, nervioso en la sala de la casa con el cadáver del perro mas grande del mundo. Que hacía? Lo cortaba en pedazos y lo metía en 10 bolsitas?... Nooooo, tanto sadismo en mí no existe.

Pudimos al fin envolverla en siete bolsas sobrepuestas.
Creanme que no fue nada agradable, era mezcla de pena, nervios, rabia.. todo en uno.

Cargamos como pudimos el enorme bulto y lo sacamos a la puerta... para con tal mala suerte que, en el barrio inundado de viejecillas paradas en sus puertas a ver que chisme nuevo hay, recibí todas las miradas.. mil cuatrocientos ojos sobre mi y un cadáver dentro de una bolsa negra. Nada más sospechoso para el vecino nuevo.

Dije la palabra "perro" mil veces...: "ay..como pesa este PERRO", "Sole.. ayúdame a cargar al PERRO!"... cosas así para que no pienses que asesiné al dueño de casa para quedarme con sus latas de galletas...
Al final, se llevaron al pobre perrillo.
Me senté, descansé, sudé y grité.

Al día siguiente la casa se sentía mas vacía. Claro, Manón dejo libre unos cuantos metros de espacio mas a la casa. La "Pulga" ahora estaba sola; la cargué sobre mis rodillas y nos quedamos mirando el lugar al lado de la TV donde Manón pasaba sus horas interminables...

... La "Pulguita" me miraba como diciendome algo...

"¿ Tú no te vas a morir, no?", le pregunté.

13 comentarios:

Proyecto María Castaña dijo...

¡Qué no me toque nunca hacerme cargo de una mascota muerta! y menos de una que con nombre de galleta no quiere comer. Buen relato, por momentos truculento, truculento.

P.E.P.E. ® dijo...

y para mi desconocimiento local, nunca pensé en que era una galleta,.. un galletón esta vez.

Gracias María.
Por tomarte el tiempo de leerme.
Estas en tu "blog".
(educación que nos enseña la madre..)

sandro dijo...

jajajajaja puta que tal sospechosazo pes! vecino nuevo y sacando una bolsa negraaaaaa!
que buena historia!!

P.E.P.E. ® dijo...

sentí como un Alfred Hitchcock en la sangre...
(y un Pablo Ruiz en la piel)

Melisa dijo...

A una gran personas un gran o pequeño mensaje, saludos desde Peru, tus palabras dan en el clavo, la atinaste pepin,la atinaste, la de perrito esta relindo
besos cheee
te quiere tu amiga Melisa,tambien extraña tus conversas.
Cuidate

Araceli dijo...

Mi vieja me dejo cuidando a su perra "Duquesa" (que nombre de mierda, no?)un verano. Y la muy puta se ahorco!!!! Malditos perros suicidas.

Muy agudo el relato.
JA, me gusto.

Apropósito, mi vieja todabia no me habla

P.E.P.E. ® dijo...

Tambien se les extraña por alla Meli.
Saludame a todos.. PERO A TODOS!

P.E.P.E. ® dijo...

SE AHORCO?
mejor hubiese sido que tomara pastillitas esa perrita.. o en su defecto, millonadas de croquetas hasta el reviente...

Anónimo dijo...

Que lindo que suena contada como historia! que feo la pasamos esa tarde no? Pero bueno...todos los perros van al cielo!
Te amo
Me encanta leerte!
Sole

Chio dijo...

El día que me contaste esa historia morí de risa, por la forma cómo la contabas, pero en el fondo muy en el fondito me daba penita ese pobre animalito...te pasas Pepito

Elmo Nofeo dijo...

¿Qué la habras hecho al pobre animal?

¡ASESINO!
¡CRIMINAL!
¡MATAPERRO!
:)

Atiel dijo...

Osea "Manón" era algo así como ¨
"Pussy". ¿Tambíén se habrán hueveado los viejecillos ésos cuando conocieron a la perrota y le pusieron nombre de perrote? Saludos mi Pi. Chanita me aviso del blogg y estoy cagándome de la risa con las historias. Joaquín me escucha y se ríe conmigo...

Anónimo dijo...

I was wondering if you ever considered changing the layout of your website?
Its very well written; I love what youve got to
say. But maybe you could a little more in the way of content so
people could connect with it better. Youve got an awful lot of text for only having 1 or two images.
Maybe you could space it out better?

my homepage - magic flight launch box

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...